lunes, 19 de marzo de 2012

COMENTARIOS DEL EXAMINADOR REFERENTES A LOS FONDOS CONGELADOS DE STANFORD

   --- traducción al español por COViSAL --                            

Ultima Actualización – 19 de marzo, 2012  

Desde la conclusión del juicio criminal de Allen Stanford en Houston, Texas,  el Examinador ha recibido un gran número de correos electrónicos de inversionistas de Stanford solicitando la liberación inmediata de aproximadamente $330 millones que han estado congelados en Canadá, Inglaterra y Suiza, a petición del Departamento de Justicia (“DOJ”). De estos correos electrónicos se aprecia que existe una gran confusión entre los inversionistas de Stanford sobre la situación de los fondos congelados.

Actualmente, los fondos han sido congelados en Canadá, Inglaterra y Suiza, a petición del DOJ. Las cantidades aproximadas congeladas en cada jurisdicción son, en dólares americanos, de $200 a $210 millones en Suiza,  $100 millones en Inglaterra y $20 millones en Canadá. Al concluir el juicio criminal de Allen Stanford, el jurado emitió un veredicto sobre la solicitud del DOJ para que estos fondos congelados fueran confiscados por el DOJ como producto de actividades ilícitas. El jurado emitió un veredicto a favor de la confiscación.

Lamentablemente, el veredicto del jurado no hace disponibles los fondos congelados para su distribución a las víctimas de Stanford. Esos fondos están congelados en jurisdicciones extranjeras (Canadá, Inglaterra y Suiza) y están bajo la autoridad de los tribunales o agencias ubicadas en esas jurisdicciones. Con el veredicto de confiscación por parte del jurado, se anticipa que el DOJ ahora enfocará sus esfuerzos para buscar la liberación de los fondos congelados de manera para que estos estén disponibles para su distribución a las víctimas de Stanford.

Existen obstáculos importantes que el DOJ tiene que superar antes de que cualquiera de los fondos congelados puedan estar disponibles para su distribución. El principal obstáculo es la oposición de Marcus Wide y Hugh Dickson, los Liquidadores Conjuntos nombrados por los tribunales de Antigua. Los Liquidadores Conjuntos han afirmado y siguen afirmando que todos los fondos congelados deben ser entregados a ellos y no al DOJ. Ellos han entablado litigios en Canadá en contra de ambos, el DOJ y el Síndico de los Estados Unidos, buscando bloquear la conclusión de un acuerdo que liberaría una parte sustancial de los fondos congelados en Canadá al DOJ. Ellos también han estado involucrados en litigios en Inglaterra y en Suiza a través de los cuales se oponen a cualquier liberación de los fondos congelados al DOJ. En cambio, ellos buscan apoderarse de los fondos congelados.

Los Liquidadores Conjuntos también han dejado claro que ellos tienen la intención de aplicar una parte sustancial de los fondos congelados (en caso de que los obtengan todos o algunos de ellos) a sus programas de litigios y desarrollo de bienes raíces que planean ejecutar y no a una distribución inmediata para las víctimas de Stanford. A través de sus seminarios y registros judiciales, han dejado claro que ellos retendrán hasta $ 100 millones para financiar las dos demandas y el desarrollo de bienes raíces en Antigua propiedad de varias de las entidades de Stanford.

El 18 de noviembre de 2011, el Comité Oficial de Inversionistas de Stanford ("Comité") envió una carta al DOJ para que inmediatamente tomen las medidas necesarias para repatriar los fondos de Stanford actualmente congelados en Suiza, Inglaterra y Canadá. La cantidad de dichos fondos es de más de $ 300 millones.
El Comité y el Examinador se oponen activamente a los esfuerzos de los Liquidadores Conjuntos para obtener el control de los fondos congelados pues no es para el mejor interés de las víctimas de Stanford, sin importar su nacionalidad o domicilio. El Comité y el Examinador han apoyado y continuarán apoyando los esfuerzos del Departamento de Justicia para obtener el control de todos los fondos congelados y para distribuirlos a las víctimas de Stanford sin más demoras.